Amauta. 161 x CºN nº AN9 nenucmnu Pensé primero decir Cuatro años de tiranía pero he rectificado porque me propongo hablar de la pesadilla. de estos cuatro últimos años de historia patria con la mayor seremdad que comporte la contur bación de mi espíritu español amargado, si es que ello me es posible. Lo intentaré.
En los mismos días en que aparezca este número de nuestras Hojas Libres se harán los cuatro años de la aparición del mamV tiesto por ésta vez le ahorro epítetos que para el regio golpe de Estado del 13 de setiembre de 1923 dió el general Primo dell1vcra y Orbaneja. Manifiesto del que hay que partir siempre, aunque su autor mismo parezca ahora querer darlo al olvido y precisamente por esto mismo. Em aquel manifiesto, entre otras cosas que ahora no quere mos recordar aquí; ee anunciaba que se abría el proceso de los politicos del llamado antiguo régimen designando personalmente ados de ellos y a la vez se invitaba a los ciudadanos a la delación, 1uese contra los mismos en nombre de quienes se permitía hablar el manifestante aunque su contra nosotros mismos eran sus palabras pues hay acusaciones que honran agregaba. Lo que no se decia es si estas acusaciones honran al acusador o al acusado.
Por lo que hace al proceso de los antiguos politicos hoy es el día en que no se ha formalizado. no he de repetir todo lo que se ha dicho y escrito sobre el que se formó a don Santiago Alba y el final que ha tenido. Solo hay, si, que decir que quien lo preparó fué durante el llamado antiguo régimen, y a favor de la. liberalísima. tolerancia que en él reinaba los ministros se dejaban insultar y calumniar el Delgado Barreto desde su libelo La Acción y complicando siempre al señor Alba con March, uno de los mayores puntales hoy de la dictadura, y que ahora en Que ese mismo Delgado Barreto dirige y explota La Nación. órgano de la Unión Patriótica y de la Dictadura, el March ha conseguido de ésta para sus negocios lo queno pudo conseguir del señor Alba.
En eso ha quedado lo del proceso a los antiguos politicos. En eso y en despotricar contra ellos en discursos y notas oficiosas, cuan de no en preámbulos de decretos, pero sin concretar jamás cargos.
Alguna vez se ha anunciado en la prensa que Galo Ponte y Calle jo, que parecen ser los estudiosos jurídicos de la Asistencia a la Dictadura, estaban estudiando las responsabilidades del antiguo régimen, pero ese estudio no ha llegado, que se sepa, a colmo. Es más cómodo hablar como habla Primo de hampa y otros tér¿ minos por el estilo, que señalar concretamente las culpas de aque llos cuya benevolencia busca ahora. Hablando en Santander el 17 de este mes de agosto decia el presunto dictador que hoy por hoy nadie tiene derecho a gobernar más que la Unión Patriótica esto iba al rey y los demás no; porque no han hecho acto de contrición ni reconocido sus culpas y errores. Mas es el caso que nunca ha señalado con pre :isión y concreción esas culpas ni errores que tienen que reconocer y de las que han de estar contritos. Mas yo los voy. seña lar. La culpa y el error de que tenemos que arrepentimos y mostrar contrición por ellos los que combatimos a la dictadura es la culpa y el error de persistir en pedirle cuenta, en exigir que se las enjuicie y ajusticie y no otra. De lo que tenemos que arte pentirncs es de persistir en acudir al llamamiento que en el manifiesto mismo de 13 de setiembre de 1923 se nos hizo, al llama miento de que acusáramos incluso) aquellos en cuyo nombre se dió el manifiesto porque hay acusaciones que honran. se quiere que nos mostremos contritos de la culpa de querer poner en claro si esas acusaciones las más recido en estas hojas honran a ellos, a los acusados, o nos hon. un ¡nosotros, a los acusadores. La culpa de que se quiere que nos mostremos contritos es la de buscar que se haga efectivo lo que el rey le dijo el 13 de setiembre de 1924, en el primer aniver sario de su golpe de Estado, a un amigo mio a quien le llamó yen su mayor parte por ser mi amigo para decirle entre otras cosas lo de esta pasará y se hará justicia a todos! todos, eh. a todos, a los muertos y. los vivos, que, le dijo el señor Sanchez Guerra, en Vitoria, a todos, eh? a todos, incluso a él, al rey.
ñor Ossorio y Gallardo. que por haber denunciado en una carta privada a Don Antonio llllaura, que el gabinete negro interceptó. abrió, el negocio de los Teléfonos y cómo en esta empreu il.
galmente favorecida se le dió empleo a un hijito de Pruno de Ri vera, este, o acaso más bien su amo, el negociante mayor de la dictadura, hizo que se encarcelara al denunciante mas sin poner en claro la justicia de la denuncia porque hay acusaciones que honran. La culpa de que se quiere que nos mostremos conh.
sos, convictos y contritos es la de no pasar por lo de borrón y cuenta nueva. Que si ellos, los de la dictadura pretoriana, están. dispuestos a borrar las culpas de los antiguos porque no han sabido o querido concretarlas, nosotros yo por lo menos no estamos dispuestos a borrar las de ellos que concretamos. aun hay más; que entre estas están casi todas las que se achacan. los antiguos, pues que en el llamado antiguo régimen los mayores cul.
pables eran los que están ahora ejerciendo la dictadura. En ese mismo discurso de Santander del dia 17 de este agos to, decía el presunto dictador que, es posible que pertenezcan a la. Asamblea a la Asamblea Fantasma (o Fantoma. en eterno pro yecto personas que han mostrado su hostilidad al Gobierno, al régimen actual, pues si sus servicios se consideran útiles al pd. el Gobierno no tendrá inconveniente en llamarlos. colaborar en la obra patriótica.
Pero ¿qué persona sencillamente honrada va a poder asistir a una Asamblea anti constitucional, sin libertad alguna de fiscalización, bajo censura y donde no se va. poder averiguar si ciertas acusaciones honran al acusador o al acusado? Supongamos que una persona de encendido patriotismo, de hondo espiritu de justicia, es llamada a esa Asamblea y comete la torpeza de ir a ella. se le vá a dejar que se ponga en claro lo de los asesinatos de Vera del Bidasoa, aunque ello haya sido con garrote y no con guillotina o fusiles para evitar la efusión de sangre. es le UNIDAD ANTI IMPERIALISTA RESOLUCION DEL CONSEJO GENERAL DE LA LIGA CONTRA EL IMPERIALISMO SOBRE LA CUESTION DE LA AMERICA LATINA. Habiendo leido los informes de los delegados de la América Latina y teniendo en cuenta que la penetración, cada ves más grande del imperialismo yanqui en la América Latina representa un peligro, no solamente para aquellos países, sino para todos lol e ellas han apa. rialista en América. conviene recordar una vez más lo que le aconteció al sepueblos oprimidos del mundo y teniendo en cuenta que para triun hr en la lucha contra el Imperialismo se impone una colaboración más estrecha de las organizaciones anti imperialistas de la América Latina y también la unificación de estas últimas en una sola. organización ante el enemigo común, el Imperialismo inglés y el norteamericano el Consejo General de la Liga contra el imperio lismo y por la Independencia Nacional, adopta la resolución siguiente: 19 El Consejo General de la Liga contra el Imperialismo. por la Independencia Nacional invita a todas las organiuciohu adheridas a la Liga a intensificar su campaña contra el Imperia lismo yanqui y a colaborar más activamente con las organhadones anti imperialistas de la América Latina. 29 Sobre la base de la plataforma de la resolución políh c¡ aprobada en el Congreso de Bruselas, concerniente a la m6rica Latina, el Consejo General invita a todas las organizaciones ln ti imperíalistas de América. unificarse en una sola organización. para obtener este resultado trabajar: a) por la organización de Congresos nacionales de ¡miñcacion de todas las organizaciones anti imperialistas.
b) por la convocatoria de un Congreso continental que tang a por objeto la constitución de una sola organización anti impe Brusclu, 12 de diciembre de 1927.
wºr ums