58 Alabanza por los instantes puros en los trenes nocturnos van los viandantes de la angustia locomotoras sedientas han de desplazarse en el abismo al primer encuentro con las luces y el dia se pondrá de pié para recibirte ¡oh grandioso instante de mi alma hacia la pureza!
desvelada, sin fuerzas, arrastrándote hasta.
los umbrales de DIOS con estos ojos ya podré mirar el rostro de mi madre leche gozosa que bcbera mi hijo. alabanza por los instantes puros!
BLANCA Luz BRUM.
en todos los países de la tierra. Ella ha hecho sentir a los pueblos su solidaridad (13. El Imperialismo es, pues, el fenómeno histórico irrefutable. Ni la ignorancia, ni el snobismo pueden negarle. él es el capitalismo actual, la fase presente del desenLa última etapa del capitalismo.
volvimíento capitalista.
La Historia. con sus acontecimientos y sus hombres, estamos condicionadus y determinados por él.
rio es mundial y la lucha en pro en contra, asume proporción mundial internacional. Hombre de ninguna clase podrá aislarse, alegando u lírica neutralidad Todos se remos obligados a tomar una posición definida y neta: servidores o insurrectos. Tal el dilema que el imperialismo nos impone. Todo hombre es obligado ya a mirar de frente la realidad objetiva. ella es una estela de sangre, de conquista, de crimen, en el pasado. La inse. guridad. la crisis integral, la guerra, en el presente. La conmoción mas grande de los tiempos en el porvenir. el triunfo de la causa y del derecho de la clase a la que pertenece el porvenir. Steott Nearíng. Prol. The Dollar Diplomacy. 2) Pereyra. El Mito de Monroe p, l2. 3) Wilson. The New Freedom. 4) Tumulty Wilson ¡5 know him l52. 5) Carnegie Endowment 74. 6) Foreign Relations 425 27. 7) Haití Hearings. y Foreing Relations 1915 8) ºb. cit. 1035, l037. 9) Scott Nenring The Dollar Diplomaey 214. 10) Antonio Uribe Anales diplomáticos y consulares de Colombia. ll) Hobson lmperialism 324. 12) Manifiesto de los Banqueros e Industriales 21 Oct. 1936. 13) Romain Rolland. Carta al de enero 1927.
Su escenaAmauta. GRITO. ésta inquietud de germen con que distraigo al mundo donde reina. e ste ulular de cierza en estivales lloras. éste galinratias de mi existir, péndulo de un reloj en el desierto. baraja las figuras de mi vida. en las Izaras discretas. todas me dejan un sabar acre de nicotina en el pecho, las manos, las sienes y la lengua. ésta soberbia de negamos conla somos, una mazorca de atavismos inconfesos: frente al fritura de intangibles bridas.
para nosotros los de hoi!
alormentadas en la retarta del presente, fundienda el aro. plata del mañana. del ayer, palichinelas del eterno guiña! evolutiva, en esta alquimia de conceptos me refuerza, arda, brilla, sobre la fragua vesperal. siglo veinte, Ml SIGLO, silba mi grita cama un huracán. siglo de abracadabra sociolo gíca. sai tu sacerdotisa, en el círculo mágica del pasada. el futuro lanza mis alaridos, mis hondas alaridos de embrujada!
la escoba es mi eaballo.
en la noche macabra eabalgaré sobre las aires tal que una bruja desdentada. siglo veinte. Ml src. w, todas en una GARBA, vestales, sibilas y garzonas, hacia la MONTANA, hacia la MONTANA. el mañana nos perleneeerzí. TOTA la lámpara y el abracadabm.
corta la cabellera, coartada la maternidad. hacia dónde vamos mujeres de mi ¿poca. hacia la simplicidad. siglo veinte. MI srmo, silba mi grita comº un huracán!
GRACIELA GARBALOSA México. 927