. 1r. z. J:g. u. Msnr. gy. mwuwmeammm Wv va wW mwyanwsm vWW an o esperaba; pero a pesar de ello, el pueblo dió.
para la causa de la libertad un numeroso con tingente de mártires cuando estos eran necesa rios, y con admirable estoicismo concurrió a las casillas a recibir toda clase de vejaciones.
Pero tal conducta era indispensable para demostrarl al mundo entero que el Pueblo Me xicano está apto para la democracia, que está sediento de libertad y, que sus actuales gober nantes no responden a sus aspiraciones.
Además la actitud del pueblo antes y du rante las elecciones, asi como después de ellas, demuestra claramente que rechaza con energía al gobierno del General Díaz y que si se. hubieran respetado, sus derechos electóráles, hubiese sido yo el electo para Presidente de la República.
En tal virtud, y haciéndome eco de la vo rintad nacional, declaro ilegales las pasadas elecciones y quedando por tal motivo la Re. pública sin gobernantes legítim os, asumo pro visionalmente la Presidencia de la República, mientras el pueblo designa, conforme a la ley, sus gobernantes. Para lograr este obj eto espreciso arrojar del poder a los audaces usurpa dores que por todo títuió de legalidad ósten tan un fraude escandaloso e inmoral.
Con toda hónradez declaro que considera ria una debilidad de mi parte y una traición al pueblo que en mi ha depositado su confían za, no ponerme al frente de mis conciudadanos, quienes ansiosamente me llaman de todas partes del país, para ob 1gar al General Díaz, por medio de las armas, a que respete la voluntad nacional.
El Gobierno actual, aunque tiene por ori gen la violencia y el fraude, desde el momen to que ha sido tolerado por el Pueblo, puede.
tener para las naciones extranjeras ciertos títulos de legalidad hasta el 30 del mes entrante en que expiran poderes; pero como es necesario que el nuevo gobierno dim anad of del último.
fraude, no pueda recibirse ya del poder, o por lo menos Se encuentre con la mayor parte de.
la Naciónprotestando con las armas en la mano, contra esa usurpación, he designado el DOMINGO 20 del entrante noviembre, para que de las seis de la tarde en adelante. todas las poblaciones de la República levanten en armas bajo el siguiente PL N: le: Se declaran nulas las elecciones para Presidente y Vice Presidente de la República, Magistrados a la Suprema Corte de Justicia de la Nación y Diputados y Senadores, celebra das en Junio y Julio del corriente año.
20. Sei desconoce el actual gobierno del General Diaz, así como a todas las autoridades cuyo poder debe dimanar del voto pºpular. porque además de no haber sido electas pºr el pueblo, han perdido los pocos titulos que. podían tener de legalidad, cometiendo y apo. yando con los elementos que el pueblo puso a su disp05ición para la defensa de sus intereses. el fraude electoral más escandaloso que re gistta la historia de MéXico. 30. Para evitar hasta doii de sea posible los trastornos inherentes a todo movimiento revo lucionarió, se declaran vigentes,. a reserva de reformar oportunamente por los medios constituciioriales, aquellas que requieran reforma, todas las leyes promu lgadas por la actual administración y sus reglamentos respectivos, a ex cep ción de aquellas que manifiestamente se hallen en pugna cón los principios proclamados en este plan. Igua. lmente Se exceptúan las leyes, fallos de tribunales y decretos que ha yan sancionado. las cuentas ymanejos de fondos de todos los funcionarios de la adminis tradiónporfirista en todos sus ramos; pues tan pronto conto la revolución triunfe se iniciará la formación de comisiones de investigación pa ra dictaminar acerca de las responsabilidades en que hayan podido incurrir los funcionarios de la Federación, de los Estados y de los Mu nicipios. En todo caso serán respetados los compro misos contraídos por la administración porfirista con gobiernos y corporaciones extranjeros antes del 20 del entrante. busando de la ley de terrenos baldíos, numerosos pequeños propietarios en su mayoría indígenas, han sido despojados de sus terrenos ya por acuerdos del a Secretaría de Fomento, opor fallos de los tribunales de la República.
Siendo de toda justicia restituir a sus antiguos poseedores los terrenos de que se les despojó de un ntodo tan arbitrario, se declaran sujetos a revisión tales disposiciones fallos y se exi girá a los que los adquirieron. de un modo tan inmoral, o a sus herederos, que los restituyai1 asus primitivos propietarios, a quienes pagarán también una indemnización por los perjuicios sufridos. Sólo en el caso de que esos terrenos hayan pasado a tercera persona antes de la promulgación de este plan, los antiguos propiePÁGINA 13