Etiquetas:
Anarchism
Kropotkin
Socialism

Santillan ALBA ANARQUICAS Int. insutuu Soc. Geschiedenis Amsterdam la. Epoca Monterrey, Febrero de 1925 Número QUE PRUEBE LA QUE EL GOBIERNO DE CALLES ES REVOLUCIONARIO.
Munca creímos que la rillo (bandera) de la da, Rico, etc. esto aumentó la ta hechos, y los hechos estan de fuera. lo bastante estúpida pa algunos que creen estar adheri fé en que había sonado la hora mostrando lo contrario.
ra enterrarse por sí misman pę Idos a una institución que cristali de la revolución del pueblo. Es esta experiencia la que baro los hechos han venido a de za ideas revolucionarias, que Ahora toca a la si rá que el árbol de la mostrar que la inteligencía es un los líderes de la Vaqueta. son quiere que tales organismos no se desplome, sí; esta: Que el goartículo que escasea entre los jė. por lo mismo, los hombres más se Je segreguen demostrar que bierno de Calles y Morones, des fes vaquetones revolucionarios del país. efectivamente el Gobierno de Ca pués de tener en su haber la sanAlgunos furibundos partidarios Con esto con la prédica que lles, es el Gobierno redentor del gre de los inconscientes parias de hacer derechos en las filas los merolicos socialeros hacen de pueblo. del pueblo que fué que fueron a derrocar a la reacC. para escalar puestos que llevando revolucionarios, a llevado como Borrego a matarse ción De la Huertista tendrá copúblicos, creyeron que al ocupar un gobierno, ese gobierno será por defender a Callesi a Obre mo único saldo: hostilizar a los sus líderes altos puestos en la revolucionario, creyeron tales Sin gón. pastoreado por los líde trabajadores: Administración, estaba asegura dicatos Uníones llegada la hora res de la Con lo que la CROM. es descuda la fortaleza de la misma, va (con la subida de Calles) de te Nosotros sin tener nada de probierta por todos, ahoga las ilusio mos a demostrar lo equivocado ner un gobierno revolucionario; fetas, nos adelantamos deci nes de los Sindicatos que aún per de esa esperanza Calles repartió parte del botín de mos; tenecen a ella y se hunde en la Esxiste entre los sindicatos la Administración entre sus par Para que la Vaqueta pruebe fosa asquerosa, que ella misma Uniones, que por ignorancia se atidarios Amangoneadores de o que el gobierno que ayudó a im asquerosamente ha cavado.
grupan al deredor del pañal ama breros. Morones) Yúdico, Mone plantar, es revolucionario, necesi Rodolfo de ZAMORA.
Exponencia Anarquista Cuanto más clara fen nuestra ex flilta quieo burgue froienr con elidad de nuestros mieler udos escribi libles, como únicas, a las cuales ten ponencia anarquista. más fáctible lengvajo y quien quiera hacer de dores. Me dirán que no tiene las famos que rendir, culto y admiración.
será su acceso al pueblo, si esta ex nuestras ideas abstracciones iłosób. cultades de los Kropotkin o de los Esta posición de nuestra intelecponencia se concretara a ser una cas.
Reclus, para lograr hacer sus escritualidad en el movimiento anarquis mera expeculación filosófica o cuan La obra de Kropotkin, de Ré tos yerdaderos lazos del entendi ta y obrerero, también a hemos de.
do menos de lenguaje, creeríamos clus y de otros teóricos del anar miento, de perfecto acuerdo, pero pedir par los que un amigo llama irremediablemente en un aislamien. quismo, a pesar de. su sabiduría; lo que no queremos es que sin eer respectivamente de asfaſto retito; tendriamos que encerrarnos en expuesto lag ideas con profundidad sabios, traten de ser maestros o riéndose a lo que considera como la nuestra escuela; nos divorciaríamos y con sencillez; en sus producciones mentores, que no pretenden presen estulticie incapaz de libertarse y de del movimiento obrero que es el te vo kay nii la petulancia ni la vanitarnos sus producciones como infa. comprender ideas no hechas ni fa rreno más factible para demostrar la bricadas por nadie, y mucho menos practicabilidad de nuestras ideas; para una clase privilegiada mental que constituyen nada menos la ea mente y que mas bien han sido y paranza revolucionaria más grande. Tenomos importantes datos sobre una campaña son del pueblo, La anarquia no es Esto no quiere decir que huyamos el producto de capas; hy nacido en de las expresiones de belleza, no lo que se considera abajo, es decir hay tal cosa. Pero hemos visto e do hostilización a los veladores Sindicalizados en la en lo oprimido y en lo explotado; la mayoría de los periddicos apat: en la parte de la sociedad que más quistas lienar columnas enormes de Fondición No. que daremos pronto aconocer terriblemente ha sufrido las conse escritos de relumbron, cuajados de cuencias del capital del Estado; y pretenciones literarias y filosóficas, aunque el tiempo de la anarquía Creemos que se puede escribir lo tampoco será el beneficio exclusivo que se quiera, ein llegar a petulan: para esa parte que le ha visto nacer cias propias de escribidores de bara por mas que sea la más numerosa y tijo.
la más injuriada, es indispensable Parece ser que éste proceder no ir borrando todo sentimiento que tiene más objetivo que el de ocultar Invada las intenciones de las luchas la misma sencillez y claridad anár El socialismo estatal parlamen que nos referimos y del que sus de la libertad.
quica; cómo si se tuviera un temor tario, es compñeros la continua consecuencias son conocidas y ei el proletariado ha caído en a las declaraciones definitivas como ción de un régimen nuevo en es en Europa, 40 años pasados, se el punto opuesto al intelectualismo si hubiera el propósito de mostrar a ta región, o sea el encumbramien gún declaraciones hechas por es debido a que éste se ha encarga propios y extra fos un intelectualis to de trabajadores a altos pues Merlino en el congreso socialista do de decirle: Anarquía es Sabidu mo. De los diversos partidos de autos gubernamentales, queriéndo de París en 1889 ya suponían la ría; luego es de sabios cultamente toridad se ha dicho el anarquismo nos hacer creer que allí harán la ineficacia de las luchas como me comprender, amar y propaganar la carece de defensores y militantes in felicidad de sus antes, compañe dio, en la legalidad y el poder, anarquía. ha quedado el intelectelectuales, desde entonces no ros de clase. Este regimen del Sigue en la 4a. Pág. Sigue en la 4a Pág.
GERAS SARAWAK NUESTRAS APRECIACIONES