Archivo rebelde es
01 01 01 01 1941 4
01 01 01 01 1941 4 black white

Página Cuatro COMBATE TRÁZOS (Viene de la página. cipio de cuentas, un gran ciudadano, es decir, un gran político en activa y viril trayectoria.
Antonio Machado, una de las voces más puras y destacadas de la España que no pudo llegar a forjarse, pero que tampoco habra nadie capaz de borrar de la historia o de empequeñecer como fuerza salvadora del futuro de la Peninsula, Antonio Machado, por boca de juan de Mairena; nos dejó palabras que seria dificil mejorar y que aun mejordndolas, por no ser de él ya, no alcanzarían la solemne perennidad que por venir de sus labios tienen las siguientes. La politica, señores sigue hablando Mairena. es una actividad impar tantisima. Yo no os aconsejará nunca el apoliticismo, sino, en último término. el desdeño de la politica mala que hacen trepadores y cucañistas, sin otro propósito que el obtener ganancia y colocar parientes. Vosotros debéis hacer poli tica, aunque otra cosa es digan los que pretenden hacerla sin vosotros, y, na turalmen te, contra vosotros. Sólo me atrevo a aconsejaros que la hagáis a cara descubierta; en elpeor caso con máscara politica, sin disfraz de otra cosa, por ejemplo: de literatura, de filosofía, de religión. Porque de otro modo contribui réis a degradar actividades tan excelentes, por lo menos, como la politica, y a enturbiar la politica de tal suerte que ya no podamos nunca entendernos.
NTRE nosotros no andan cosas como para que los jóvenes, dejen de hacer política por el simple recato de sus pºcos años, o porque la voz decisiva de los viejos ¿dónde están los viejos en México, como no sea en los cuerpos prematu. ramente caducos de cuarentones que no supieron ser jóvenes como tampoco saben ser hombres maduros? no andan las cosas como para que la voz decisiva de los viejos, decimos, los prive de tomar participación en nuestra cosa pública. Sin embargo, por lo que hay en ellas de critica justa contra la pacata y cobardona voz de los jóvenes viejos de nuestra política nacional. que hablan de prudencia cuando en realidad lo que estan predicando es mera sumisión a la rutina, vale la pena que no dejemos trunca la idea de Antonio Machado y que insertemos el consejo que da a la juventud en cuanto a la política. a quien os eche en cara vuestros pocos años bien podéis responderle que la politica no ha de ser, necesariamente, cosa de viejos. Hay movimientos politicos que tienen su punto de arranque en una justificada rebelión de menores, contra la inepcia de los sedicentes padres de la patria. Esta política, vista desde el barullo juvenil, puede parecer demasiado nevelucionaria. siendo, en el fondo, perfectamente conservadora. Hasta las madres ¿hay algo más conservador que una madre? pudieran aconsejaria con estas o parecidas palabras: Toma el volante, niño, porque estoy viendo que tu papa nos va a estrellar a todoswde una vez en la cuneta del camino.
Machado no podia pensa que hay paises como México. y épocas en ellos como la actual entre nosotrosa en que si los viejos pueden estar a punto de echar a rodar las vidas por la cuneta de todos los caminos, ni la madre más optimista, en cambio, podria atreverse a sugerir a los muchachos que tomen el volante, pues si Machado vió el instinto conservador que las anima, nosotros no podemos dejar de tener muy en cuenta que una madre, por amante que sea de sus hijos, en realidad de verdad, más allá de cierto limite, no desconoce nunca las debilidades e inepcias de estos.
clarada y sin restricciones, no menos claro y enérgico es el rechazo que desde. PERO si COMBATE es un periódico político y hacer politica es nuestra misión deel primer dia de vida sentimos urgencia de expresar en voz alta y a todos los vientos, de la idea de que para nosotros valga algo el combate por el combate mis. mo, es decir, que asi como en el campo del arte hubo generaciones de artistas mutilados por el egoísmo y la soledad. que pudieron llegar a creer que su obra estética tenía en si misma su justificación y alcanzaba su vida plena por si sola, independientemente de la sociedad en que se pro lucia. así nosotros pudiéramos llegar a creer que el combate político, como un dramático y universal deporte en el que en vez de adolescentes jóvenes actúan generalmente hombres maduros y viejos, vale algo y se justifica por si solo también. Frente al decrépito y cobardón grito de el arte por el arte. hay. también la cantinela de todos los lores ingleses y aprendices de lord, que no obstante su cuna en casa de vecindad, pronto se sienten miembros de la clase dirigente del pais por el simple hecho de ganar una elección lambisconeando a un general, y comienzan a vo:iferar sobre la sustantividad propia que ofrece la politica y sobre cómo ellos son los artistas de la vida colectiva, que hacen la politica por la politica misma.
Con bichos semejantes, no queremos que se nos confunda jamás. Son, en el mejor de los casos, unos macacos que se sienten miembros del Parlamento inglés. aspiran a que sus hijoszlos sucedan por herencia, ya que por méritos propios estan de antemano seguros de que no podrá ser. el mejor de los casos se presenta rara vez. Lo que en cambio si es frecuente es que sean unos vampiros de la más cruel especie: bribones que tratan de perpetuarse en sus triunfos electorales, hablando de una supuesta especialización y una falsa experiencia acumulada, que a poco andar en el examen de su verdadero pasado, resultan ser fichas de reincidencia criminal insistente y consumada.
O: para COMBATE. como reflejo dire :to de lo que es para cada uno de sus re doctores, si la politica es lucha, el contenido único y la única justificación posible de cuanta politica se pueda concebir entre los hombres, radica circunscribiendo nuestros ideales al presente. para no convertirlos en vacua y académica palabrorta de intelectual sinvergiienza en que sea esfuerzo encaminado a conseguir pronto y eficazmente en este mundo y no en el otro, que no andate que los hombres sean iguales entre si, pero iguales en cosas tgm modestas desde un punto de vista de alto filósofo urdversitario generalmente sobrealimentado pero no de ideas tan modestas como las siguientes: tener la cantidad de comida necesaria para no pasar hambre: poder consumir un minimun común de jabón; dormir en cama sin insectos; no pasar frio, poder curarse, tener vida sexual o dejar de tenerla, al gusto, en vez de que sea la miseria la que inhiba los impulsos o degrade los sentimien ion, adquirir una cultura minimo que garantice el eqilibrio y la feltcrdad unica, aue sólo la ciencia puede dar; asomarse aqui y allá a los diversos rincones de. la naturaleza y a los diversos núcleos devido humana, para no careCer de un sentido total del mundo, y, por último. no morir en Londres, verbigracra, aplastado por el derrumbe, en un bombardeo, de la pocilga infecta en que unam er andrajo sa y un montón de pequeños sucios y mal comidos han hecho intolerable la existencia durante largasa rioa Bs claro que no coinciden con COMBATE ni con sus redactores, en cosa tan fundamenºal corno la que hemos esbozado en los breves renglones prece dentes, ni los p! rnz idog directores de los periódicos, ni sus amos los hombres de. mg ¡orta inmensa de los politicos que la dragonean de revolu cínr. arics como podian ser acólitos de un obispo; pero justamente esa sana y definitiva discrepancia es la que hace a COMBATE, por un lado, tener la pers r, ectiva de mr un periódico útil y no daiioso como la peste bubónrca, y por el. ¡f. in, rior Írr. ry¡ijrí rlfrd de que a poco andar nuestro camino vamos a encon tfr rrrz(rfg, para fortuna nuestra, con una tonificante hostilidad de parte de los pan. zu ºtrr1 dsrectofori rio que hemos hablado, y del sinfin de notas, caballos y peo r, rrri (nie lr rodean Fri carrir, rinfarrción, sólo deseamos vamos por nuestra parte. de. pf;jy; fifj r;r ir de lectores. Con esa coraza, podremos riecrr como. i if;a armsero 3, yo rota 7lio ligro de ser uno de esos periódicos o revistas que como productos semiselváticos de estos. trópicos poco poblados, hemos tenido que soportar una ¿y otra vez, para que sirvieran de engranaje y montadura a los genios en receso, a los 8uperhombes que se dignaban hacer llegar a la muchedumbre sus palabras arrebatadas. COMBATE no es vertedero de hipos personales, porque ninguno de los que escribimos en él, consideramos que valga la pena de imprimirse. nada de lo que en lo personal pueda acontecer a alguien: ni nada de lo que como inspiración celestial pudiera llegar a ocurrirsele a cualquiera venir a decir aquí. Enel más apurado de los casos que pudiera suscitar la secreción descompasada o excesivamente abundante de alguna de nuestras glándulas más nobles, como preventivo para evitar un espectáculo tan indecoroso como los que dió el ingenuo por tardío descubridor de Adriana, tenemos, para no citar más que uno, el grano de sal del agrio desmedido de los sobacos de otra de sus heroínas, que aun sin las exigencias de un Swift, rompía el encanto más tenaz y acalorada. NOS coastal POR lo que llevamos dicho, se habrá visto que COMBATE no corre el menor peOB, último, COMBATE, que no pone mucho empeño en sacar filo a la definición de su filosofía, porque pierna que ninguna doctrina vale nada cuando no es verdad viviente extraida de la conducta de quien la predica: COMBATE. que, por lo mismo, prefiere dejar para la última página la que escriban sobre él los demás la sintesis del que de veras resulte ser su pensamiento eu pensamiento efectivamente pensado, digamos el único importante y valedero; COMBATE. que.
desde otro punto de vista, tampoco se preocupa excesivamente de dar satisfacciones anticipadas a desorientados y suspicaces, sobre todo porque COMBATE sabe, aunque tiene poca experiencia, que no hay peor sordo que el que usa tapones de conveniencia. en los oidos; COMBATE, en fin, que tiene la desenvoltura del que sale a la calle con ropita modesta pero propia, tiene que decir dos palabras para contestar a la pregunta general, ansiosa, no exenta de malicia o de paternal y previsora advertencia, sobre si es o no un periórhco de oposición al gobierno del general Manuel Avila Camacho Nuestra contestación no es. ambigua. Ni la demoramos. Ni la vestimos con arrumacos ¡y filosofías maso menosbaratas. Es esta: eso depende de lo que haga el gobierno del general Manuel Avila Camacho. Si nos parece mal un acto cualquiera, contra él, y contra sus consecuencias, sus autores, cómplices, encubridores yºbeneficiarios, sin gro serias, pero con claridad, haremos escuchar nuestra voz. Si los actos de esa naturaleza se multiplican, dejaremos sentir la frecuencia, y procuraremos señalar los peligros de la repetición, es decir, mediremos la hon dura de los surcos y las perspectivas de mala cosecha que abran. No sera, pues, oposición al gobierno, sino a los que nos ºpaneacanl, malos actos del gobierno. La oposicióri al gobierno, esto es, a las persianas y no a sus actos, esta excluida de esta casa por razones de nacimiento, pudiéramos decir, pues COMBATE sólo existe y existirá, en la medida en que haya personas que se mantengan leales»a un compromiso pre natal, de salida, que es poco más o luntad de Dios, debe hacerse en lo que podriamos llamar la milpa del compadre. es decir, por otros, y no por quienes se han decidido a la única descomunal aventura de redactar y vivir COMBATE.
Todo ello lo iremos ampliando y explicando poco a poco.
Pero haremos una cosa mucho más eficaz: demostrar con nuestra conduc ta que decimos la verdad, al afirmar que este periódico esta hecho por personas empeñadas en la única y descomunal empresa de redactar y vivir COMBATE.
LA LAGUNA Los representantes de la Unión Central de Sociedades Colectivas de Crédito Ejidal en la Comarca Lagunora. han llegado a México para presentar a la consideración del gobierno federal, la situación de crisis en que se encuentra otra importante zona ejidal, debido a las escasas avenidas que en el presente año tuvo el padre Nazas. Sabido esque la agricultura en La Laguna depende, eXclusivamente. del régimen de avenidas de en rio. Como en el valle del Nilo, los terrenos desérticos de esa región del pais pueden cultivarse, gracia! a la derivación y distribución de las aguas torrenciales de los ríos que llegan a la cuenca de La Laguna del Mayram las siembras de algodón y de trigo, cultivos principales, el trabajo de losyagricultoree, la vida de la comarca, están en relación constante y directa del volumen y opor de de las periódicas avenidas. La relación de sesen. a a ochenta mil hs. con capacrdaa de. estrecha que existe entre los escurrrmrentos anua ºbºlº Dºrº diecrocho a veinte mr. Reconocen lo. de Enero de 1941, menos el siguiente: el disfrute de las chambas jugosas del Estado, como la vo les y la superficie cultivada es constante, a pesar de que en los años últimos ha habido alumbramiento de aguas subterráneas y riego por bombeo, que corrije la inoportunidad y escasez de las crecientes. Las observaciones de veinte anos, desde lºlB l919 a l937, 1938, muestran fluctuacioes muy variables, de l77 millones de metros cú bicos en l929 hasta 3157 millones en 19l9 una proporción de uno a dieciocho veces. que demuesfra la irregularidad en las avenidas, traaucido en la superficie cultivada. El promedio de superficie sembrada durante los siete años considerados como buenos, fué de ciento treinta y cinco rnil hs; de noventa mil para los ocho años re gulares y cuarenta mil para los cinco malos La máxima superficie cultivada se registra en el ci clo l935 1936, con ciento cincuenta y dos mil hs. y ¡E minimo en l92l l922 con dieciocho mil quinien tas hs. variabilidad enorme que revela la eventualidad del régimen de avenidas del Rio Nazas Ante estas condiciones, nada extraño tiene que sólo se hayan podido anegar 38, 872 hs. este año.
La prensa reaccionaria, los enemigos de los experimentos exóticos que se han hecho en La Laguna, al cultivar las tierras en la unica forma que puede hacerse debido al sistema de inunda ción del regadío, podrán culpar a losetidatarios de tamaño desgracia, hablar de su desconocimiento del aprovechamiento de las aguas, del abandono de las obras de distribución, de su indisciplina e irresponsabilidad derivadas del sistema colectivo, para la vida en la comarca siempre ha tenido esos altibajos, la extensión de los cultivos sujeta a un régimen caprichoso y torrencial de regularizar su aprovechamiento, en la prosa de El Palmito.
venido a plantear la gravedad de su problema, señalan que debido a aquella circunstancia, 22, 000 barnrminos se ariciiontran sin ocupación y ellos y sus familias an e la amenaza de la más complo ta miseria llacon notar, ademán, que en La La guna existen 37, 500 ejidatarios en posesión de ciento cincuenta mii ha que, fueron dotadas como de riego, cuando en realidad el promedio do las que pueden rn;ltivarso sólo alcanza una extensión las aguas, que muy pronto serán captadas, para: Los representantes de los ejidatarios que han que se impone un reajuste en la organización y explotación de los ejidos, pero tomando medidas que aseguren el futuro progreso de la comarca, y de manera urgente, den elementos de vida a sus habitantes. Entre ellas, indican como viables, que la Comisión Nacional de irrigación verifique los trabajos de limpia y desazolve de los canales para el riego de los terrenos ejidales; que se les conceda crédito inmobiliario pagadero en diez años para la construcción de l0, 000 casas habitación de las familias campesinos; que se reglamen te el bombeo y uso de las aguas subterráneas para que el aprovechamiento sea eficaz; y que se conceda una prórroga a la Sociedades de Crédito Colectivo Ejidal para el pago de sus adeudos vencidos este año, Hemos transcrito los puntos que consideramos importantes para la atención de ese problema, demandas justas de los ejidatarios que deben satisfacerse, pero el propósito de comentar esta situación en COMBATE es el de plantear al Estado una de las cuestiones agrarias más interesantes.
En efecto, La Laguna fue reducto inexpugnable de los fatifundistas durante largos años, caso señalado como impropio, por los técnicos. para aplicar allt la reforma agraria Cárdenas, sin hacer caso de protestas, ni de los augurios tenebrosos de Cabrera, entregó parte de las tierras a los poones sindicalizados de los hacendados, modificando la ley y los procedimientos agrarios. Un paso decisivo y atrevido para liquidar el feudalismo y una oportunidad para domostrar que los, ejidos no sólo deben dotmso en tierras pobres de temporal, en unidades dispersas de minúsculas par»
colas; que la redención económica de los asalariados del campo debo consistir en entregarles todas las mejores tierras en poder de los grandes propietarios, y organizar a los ejidatarios por me,:fio del crédito, para trabajarlas con la técnica de una empresa industrial, no con las manos y las uñas que emplean los campesinos en las zonas montañosas, donde viven de milagro.
Durante cuatro años, el Banco Nacional de Cródito Ejidal dedicó su mavor interés y sus más cuantiosos recursos para retaccionar y organizar (Pasa a la pag. y. a a. if. v,