Archivo rebelde es
01 01 01 01 1941 1
01 01 01 01 1941 1 black white

EN EL SUELO DE MEXICO LA LrBERTAD DE PRENSA LA LrBERTAD DE CONCIENCIA DEBEN CONSOLIDARSE EN REALIDADES iNEXRUGNAELES MANUEL AVILA CAMACHO LOS ENEMIGOS DEL PUEBLO HAN SIDO, HASTA AHORA, LOS VERDADEROS US. UFRUCTUARIOS DE ESTA LIBERTAD.
SEMANARIO POLITICO LA LUGH. AGRARIA NO HA TERMINADO Precisamente cuando el General Avila Gama cho tomosz posesión de la Presidencia, de la República, los que a, si mismos se califican como agricultores del Estado de Jalisco, le dirigisn un octuso de la mayor significación, pam demostrar que las fuerzas reaccionarios están en pie de lucha. Repite ese documento las afirmaciones que hace veintiún años hscia el Sindicato Nacional de Agricultores. Que no existe problema agrario en México, sino un problema de enseñanza y preparación del campesinº; que donde hay abundancia de brazos y escasez de tierras puede exi ir el problema, no donde hay abuntl:mrin de listos y escasez de aquéllos. no expropiur ¡i los particulares sin indemnizurlos para dar tierra u otros, no justifica, sino que ataco. lo. utilidad públivn; quo ol ropztrto de las ticrrus no está de acuerdo con el ideal político y económico de lo revolución, cuyo abanderado om Maduro, quien en ltll y 1912 dom otnlm invertir millones de pesos porn :idquirir tot renos, trgnrlos frorrlonorlos entrc los agricultores, y deslindar los nocionnles porn. tiljlltlíl :irlnu un una extensión de. 200 lmctárens.
Ni nuev:m ni insólitos son estos pretensiones.
Desde. tio la revolución comenzó ¡1 destruir el feudalismo ngr:trio, :ltlll. nuevo período de gobierno. l(l:t vez que cambia la administración, se repiten estos argumentos y actitudes. Cuando terminó el gnbivrno de (lbrogón, no dijo como ahora, que debi::n modificarse los procedimientos agrarios y quiont ll:tbí:ili dosnrrollntlo ld labor correspondiente, sufrieron todo clnst: llo utnquos ctrrmurns. En octubrr do 1923, el (i(! llt7l tll. alles citó lL todo el porsounl Alu lo. om lsióu Nacional Agraria pura ret omonrlur lo nplitf ución ostrietu do lu Ley, para eviter los llamados abusos. no trastornolmn lo econo mía del país. Después cxpidió la Ley del Patrimonio :ll tfl1ll ltl jitl¡ll pum gurnntizttr nl campesino el disfruto de su parcela y ovitnr todos los ubu. me, Sin embargo, el régimen de (lnllcu continuó lu dotación de. jltl()t. nquc buscando por otros modios l:l constrtn ritiu de obras de riego puro. colonizar nur rim zonas. la osolución del problema agrurio Durante el interin:tto de ortos Gil, las fuerzas (lo sit»rnr. rv insislivron señalar la necesidad (lc dar fin :1 los :iftu:lzit iont agrarias, de terminar cuanto :trlles ol reporto. Por primera vu7. en lll21l, se det líll tl rrsuolto (rl problema agrario cn el listado de Morelos con este prccmlcnto, Ortíz Rubio, en los años de Nilo y ltlfll, lió por concluido ln aplicación llo l:ts lo w, corruspomlitint(:s, en Aguascalientes. lztxrnln, San Luis ot. nsi, Coahuila, ¡tcntccas y Quort atnrn. llo mimch unticormt, ituciouul, so defrau lubzm ¿mi los :mpirutionos do los campesinos pero no omplm;in, vn fvtmbio, los terratenientes.
Atll;m;ii de lo unit rior, la lucha por la tierra bn. tenido llil ltllll. l:irt ro lnpso un que so ll! dosurroll:ulo, todo l:mt (lo mniuon y ¡lo obstáculos.
l, lt8 trniriomrs dr :lutorid:ttlttfl agrarias y de falsos grnrlstzm, los ¿unpnrtm unto ins autoridades jntli tl:l, l(ltl, los promricm iones. oliccllolt, la larga tru mitu :itiu que ha vu umlido, un ln, goncrulitliul do los casos, la ornpltrirl:ul mn lnH l1rnp retzirios, los usualunion de los ºllllllit 3llltlfi por los guardias blu. ncus dc ln l, acemi:ulos. los mreionnmiouton nimulutlos Todo. unn scrio tltt actos que tu ontorpccido y uplo7. ulo la solución completa del problema, y con ello, heel innticur, lo que muy ¡loco o poco se lin irlo logrunrlo.
Después de un periodo de seis nños en que se dió impulso ir la destrucción ¡lol fcudulismfi agrario, tu:lndo hu evolucionado la legislación y los prop(r sitos porn. luwcr del ejido base de nuestra economía i;¿rit:ol:r sostén de los campesinos; sin que hay. iún montado el nuevo régimen (lt. propiedad y me. ornrlo ln explotación agricola, consolidando ln ro lenalón de los de abajo; los propietarios de Jalisco ¿le strovon u pedir que so puro cl rupurto ngrurio, que los t, lorrnn tie dotcn :i condicion de que los pa guen los campesinos o sus propietarios. Un paso atrás (lt) más rio veinticinco añºs, una complotu vueltn da: campana. para tlo iur o los campesinos más (llaslivzrt yrlutlog en lo missrili en que tie encuen tran, iu )f53. i, 0: su lou más pobrtfn. atrasados, los (Puan lo pág. 2)
Precio: 0 Cis.
Año 0 NUMERO MEXICO MlERCOLES lº DE ENER0 DE 1941 íe RED CTORES: NARCISO BASSOLS, EMIGDIO MARTINEZ ADAME, MANUEL MESA ANDRACA, VICTOR MANUEL VrLLASEROR, RICARDO ZEVADA. E DA c o AV. REP. DEL SALVADOR No. 23 DIRECTOR: OMBATE ha suscitado ya, desde antes de su aparición, con su solo nombre, la priC mero de las mil ínconlormidudes que está llamado a provocar.
No faltan quienes vean en la denominación que decidimos dar a nuestro periódico, una simbólica exageración, un indice inicial, anticipado. de los que se dice estdn llamados a ser nuestros errores capitales. El temperdrnento los limitadones personales de los que hacemos el periódico, parecen ser lo explicación único, aunque por supuesto no satisfactoria, de un nombre que, ml eirtremar con ello circunscribir las finalidades de nuestro semánario, parece que también mutila y empequeñe ce el ámbito de sus posibilidades. Qué es eso dicen los inconformes. de comenzar una acción politica poniendo cd vehiculo que va o emplearse, un morbete que en si mismo es, por una parte, tests de que hacer politico consiste en luchar y por lo otro, negación implícito de que lidvo algo más que lucho puro en todo acción politico Vesonío, aberración jocobino, exosperoción morboso, es la respuesta fácil y tronouilizodoro que los incontormes se don. yo se sobe: siempre que en materia de mterpretocrón de hechos soctoles o políticos, asi se trate de lo aparición de un periódico o de la declaración de una guerra como la de 1914 l918, es posible dar una explicación de naturaleza psicológico mientras más sutil y aparentemente más cienlllico, meiorfque per rnito atribuir los hechos o móviles personales de quienes intervienen en ellos, hay que preferir eso explicación, en vez de oceptor aquello otra que busque las causas en el seno de lo reolldod soclol mismo y de las relaciones de los hechos entre sí. Por ejemplo: es más cientifico atribuir o lo histeria bélico del Kaiser Guillermº II, lo guerra de 19l4, que o la composición económico y político de lo Europa de oquella época, o creer que la locura personal de Adollo Hitler y no la pugna mortal e inevitable que enfrenta o los dos grupos de imperios que necesitan dominar al mundo, es o su vez lo causo real de lo contienda iniciado en septiembre de 1939.
Del mismo modo: es aparente más fácil y bostonte más ingenioso y e este semanario o uno follo personal de sus redoct lo difícil que es eso de pensorl) si en electo es verdad o no que en lo sociedod en que vivimos, la politico consiste, por mucho que se trote de ocultar el hecho crudo y potente, en uno perpetuo y universal contienda, que opc nos si transi toriomente en regiones limitados y codo dio más pequeños del planeta, es oigo menos que una guerra moterlol, completo, con uso directo de aviones de bombardeo y ortillerlo pesodcr.
mente más lundodo desde luego mucho legante otribuir lo denominación de ores, que ponerse o pensar. con no quisimos eludir, plano posible para nosotros es tualmente la totalidad de la vida pública todo disimular o rebuiar las aristas netamente políticos, que son nuestra definición y nuestra razón de ser al propio tiempo. COMBATE es, un semanario politico. Nada más que eso. Pero ni un punto menos. Es un periódico sin máscara, sin lolscrs posturas literarias o científicos; sin cobordins que pudieron llevarlo a negarse a si mismo.
Nace para hacer política y no lo oculto. Entre otras razones. porque si tratara de hacerlo. nadie se lo habría de creer.
Aunque sus redactores iniciales somos todos personas Universidad, es decir, que podriamos conservar los preiuicios. los son peculiares de los intelectuales mexicanºs, los que empezamos hoyr escri COMBATE, no tenemos yo, para lortuno nuestro y de nuestros lectores, la actitud que han tenido y siguen teniendo los hombres cultos de nuestro pois, frente o lo político nacional y su posible participación en ello.
Nosotros, en vez de creer que el hocer politico es labor in verdadero intelectual, pensamos que su rango en nado desmerece al con torso con lo ciencia, la til pic de los espiritus interiores que no pueden moverse con soltura en las nubes de lo metollsico, consideramos que sólo la cobardía, lo por pueden explicar que estos horas no son un politico codo universitario codo llomodo hombre de ciencia de nuestro pois. Aunque parezco mera porodoio, pero nosotros la explicación de que no hoyo verdaderos bomb res de ciencia en México, radico, antes que nodo, en el hecho de que ninguno es, por prin (Poco a la pág 43 el de la lucha. porque en él se desenvuelve ocmucho menos podíamos haber intenI que pasamos por lo. UL digno de un iron ¿NUEVA ERA EN FERROCARRILES?
El Presidente de la Republica, envió a ls (Jimera de Diput idoe uns inldativs de ley pero derogar la. de sbl ll de 1938, que estableció ls Administrmclón ºbrera de los Ferrocarriles, y crear en su lugar una. nueva. Administración de carácter mixto, obreroeotstel. integrada por representantes del 50 blema en myorís. y por representantes del Eindlcsto de TroboJr dores Fmocamlsros. en la que el Gerente Gºnoml será nombrado por el Ejecutivo. La nueva. entldsd que se crea asume la forma de oorporución público ;dºoceirh alimds, con personalldid. mtrimoulo propio. En el Congreso, ls inicio?
tivu se amplió a manero de rlnr al gobierno forlvz. consistido en cambiar el nombre. vnrtsr ¡se forman rn ln facultad de. designar o lo insyorín de losl. tulmiuirlrudoroo El gerente. l rlfl flt Kimºnº manº (lº ºil. Nuevamente el flobiorno de, le, República lince!
otro ex¡wri1nonto en el manejo do los Ferrocarriles »immler de México: litrle Ahora los ensayos lrsn (Pusa la pág, lflj A Rcrsow BASE5LS a la hora de darnos nombre, lo afirmación de que el único lcdsos ideas que osolio o el arte. En vez de áuzgor que es actividad proezo o lo ígnormnclo. l 1 l. H e el credo de uno. e el co l en sobersdoíle;dl espop iní:c. ll l lll Hi cr lil Charo ri Dieciséis meses han transcurrido desde que, oficialmente, el de septiembre de 1839, se des encudenó la segunda guerra europea, veinticinco años después de haberse iniciado lo primero. ahora, al igual que entonces, puro» los pueblos de los paises contendientes. lo lucho significo hambre y miseria, desolación y muerte. La guerra que también hoy, al igual que entonces, conducen los dos bandos, disputdndose einadere¿laoxd enorboior el estandarte de lo citiilitoºt ión e invo clzittlo ambos el nombre de Dios, hunde cada dia más o la humanidad en abismos de barbarie, sin que lo perspectiva de que lo vic torio puedo corresponder. lo lorgo, ct uno u otro de los gobiernos enemigos, entrone uno promesa de por y concordia paro los ocluoles habitantes del globo o para las generaciones venideras.
Cierto es que como consecuencia de lo oc cidn que desarrollan los órganos de propaganda interesados en el triunto de codo uno de los odversorios, se han creado en la opinión pública dos corrientes de simpatía: una en lovor del octuol gobierno inglés apoyado por el norteamericono, y otrt: en pro del Tercer Reich y sus ollodos Los grandes periódicos los agencias cableqroiícos, que funcionan liso y llanamente como empresos de negocios, recurriendo Ci la mentira diaria y sistemática, han hecho creer ct grcndes sectores de los distintos países que el dilema que se planteo o la humanidad se resuelve en lo disvuntivo. Hitler o Churchill Pero onto lo troseen dencia del momento cctuol, de cuyos electos ningún pois, grande o pequeño, podrá escopor, es necesario luchar por impedir que Se escomotee lo realidad con ompulosos engoftilos; es indispensable que toda persona consciente, acoja con sonrisa escéptico las frases con que los propogondistos de los dos bandos en pugna, intentan lijar responsabilidodes personales o propolor olrecrmrentos que jamás serán cumpltdos.
FALSAS CAUSAS DE LA GUERRA Hoy se pretende hablar de las causas de esta guerra, de igual monetc: que hace cinco lustros se discution los responsabilidodes de lo ante rior Entonces el gobierno olemcin. sus simpatiLodores ofribulon la culpabilidad Poincoré. Lloyd George, o a Nicolás ii, en tanto que lo pro pagando ol servlcto de los citados lonzobo el mismo cargo contro Guillermo ll Francisco loucvomente se repite el ¿o disco, variando. sólo los nombre. de los ¿ntos. responso. quienes en eco de lo cpagondo que de alli provr lo resoonsobl histórico recoe ex vamente sobre el diCltomberlcin. el encorcelddo Dolodier vez, los cnglo icon óiílos con denon o lll. como cnfes rcn a Guillermo ll, como unico responsable de la matanza, y se esluerzcn por nocºr oporecer o Churchill. De Gaulle, o Roosevelt como denododos paladines de lo deinocracio de la libertad.
COMBATE opinc que semeéonte i t i pr vi el análisis del problema es folsooriingegoeriíbj o que debe ser ené. echcxzcdc inútil. perindici,;l. ebida corn momento en que entroscorse. os sob las causas occ; conthclo y los responsabllldodos ino él, pues el examen desoposionodo locales de detalle de yx. o de causas. si asi al ni nos co os delerm. Ver con lo ºs considero ro río Soropucdcn ser. CAUSAS REALES. Durante el periodo anterior l9i4 oc diversos choques diplomdicos. en l9CS, l, llºcsc;