Archivo rebelde es
1909 11 07 0
1909 11 07 0 black white

ORGANQDÉ LA SOCIEDAD DE TRABAJÁÚÓRES ¡Y nEFENSORA DE LOS DERECHOS DEL PUEBLO Sale los domingos Éan José. Co. sta Rica, domingo de noviembre de 1909. max rare, EDITORES: fr. War. lrmána az fasá flbráno: ADMINISTRADOR, agrayarrb Jara Oficina: Avenida Central, casa de don Rafael Acuña, Cuesta de Moras.
Suscrición mensual. u. 0 25 Avisos. precio convencional.
Dirljase la correspondencia al apartado 270. m Entro claro y cl ro Allá, de claro en claro, cuando las Ocupacionesdeien una puerta libre mí buen humor habré de salir, caballero de herrumbrada éñola, al cam. po del periodismo que sïíes verdad que veces suele ser cultivado por ardineros expertos y honrados, las Jr nás de las veces está al cuidado de verduleros que canturrean al aire su mercancia para que el carriell del ca pitalista destranque la cerradura de combinación y una mano delicada saque unos papeles que si van llenar estómang vacíos. pero que también clavan dardos dolorosos en corazones honrados y en mejillas sonrosadas.
Si todos los periodistas llegaran un día convencerse de la alta labor educativa que les incumbe. de la obligación moral que sobre ellos pesa y de la influencia social que ellos ejen cen, creo yo. no permitirían que en sus páginas blancas asomaran sus caras la desvergüenza. el insulto, la mala fe. la ealumnia, el crimen; esas ras que van llenar de horror muos rincones apartados. muchos ojos e primavera y que quilás sugieran casamientos oscuros que se trasluci án en múecas baio la luz que ilumine as columnas del diario.
El viejo zapatero, aquel que ha estado todo el dia cortando las eapelladaode becerro. de suela, de charol de glacé sobre un mostrador, regresa por la tarde su hogar, alli donde una atmósfera de cariño llena el arnVbiente, Sobre una meeedora de petati. r llo. se sienta. llama la chiquilla Rosalia. la de ¡a años. que frente la casa. juega las muñecas con otras niñas, y poniendo en sus manos el periódico que el repartidor acaba de dejar bajo la puerta. le ruega le lea las noticias del dia. pues él le duelen los ojos; y la chiquilla se sube en el regazo y aqui lee un crimen espeluznante allá una acusación ruin. al volver la hoja un insulto mordaz, y asi por ese tenor los labios que sólo saben palabras dulces. tiran al aire palabras profundamente amargas.
llar en el periódico un rayo desol con qué iluminar su senda, una fuente donde apagar su sed un horizonte en dandegmpliar su miraje hundir Sus meditaciones 51 113; encontrado con un campo dolorosamente cruel y ha quitado su hija una hora de alegria una hora de juego. de placerl que para una niña es un siglo y su pensamiento ha arrebatado una hora de sosiego. que después del trabaio sofocante del dia bien valdría llenar con besos para los niños y caricias para la compañera.
Esa es una pincelada. Luna tosca pincelada de una de las innumerables escenas que el periódico origina en el teatro de la vida, en donde tanto se llora. Periodistas, pensad en vuestra labor. PAOLO Para el pueblo pr Las revoluciones politicas que se satisfacen con derribar los hombres que están en el poderysnstltnírlos por otros nuevos, limitándose carnbiar los nombres de los órganos aborrecídos y conservando sus funcioues; esa; revoluciones pueden realizar, con Zmásó menos rapidez. su obra; pero se ianvillzan luego de conseguir sus resultados. Cuando los que han hecho eladeretrolüei ótim WN. ïíïWÏ ÍWÉÉlïïiiïlÉÏ rmxmno IIACERLA) expulsan las hechuras del poder caido. para acomodarse ellos y sus seides, queda consumado por completo; el DBSPUÉSH de su revolución llega cuando. por estar asegurado su dominio, pueden hacer mangas y capirotes sus anchas. La revolución social. según la compreñüïríñs. ngsqtridríïïapïpuede:réeïïzïrse de una manera tan expedita; laPsA revolfiipñéípolíticasnd soQÍsifio episodios de. ella. Triunfen raoasem 6,. nïngfin modo influye esolen, el resultado final. Algunas yeges; e o mg annteoio con la fisurreeción comunera. 51. 515. 511 El. errota puedéïíéíslpuntp 7do partida opara un müïim¡ ntq. le El zapatero por su Parte creyó ha. ideas mucho más fecunda, mucho más gïandíoïolyffl cus1.:hhbze ra, sido:¡ñ.
tapando realizar si hubiese triunfadd. rspzesiéiqss 5¡su. ïé ¿IL El asista 11. 1139 desamor. en. aqu ellos ïnqmen: tosI que eraunretrog e sq. La reacción pareciagt riúofantefifise ¿rfe go cijaba eg grado sumo; el proletariado rnaltrethobiba doblegar la. cabezahkdegsnaa véis para. siemprkbajo elyugo densus, dueños politiqos y económicos. Desde, aíuel entonces lastreclamaciones obres.
ras han adquirido marcadislrño carácter ec0n6micc5 y los trabaíadores han ¿pmprendído por fin quer loseambios politicospoejercen influenciar pingu; na en su situación ÉconórnlCB; quefllaautoridad sólo es elinstrumentousien. do :CILC aPltalFel :vprdadergramouy y ¡A.
JUAN Gama I Srjs. Adri tor. y Despaolïador de EL INDEPENDIENTE Damos ustedes las más Expresivas gracias por su tarjeta cómico bora lesca cuya redacción es hermana de la del periódico que nos ofrecen y que nosotros no tenemos voluntad de leer.
En cuanto lo de a istz xgmïrírímor (confieren: con que ustedes nos apodan, han de saber que el solo hecho de ser obreros cumplidos y honrados nos acredita.
Rogámosles publicamente no insisstonJondmanrlarnos su. periódico, pues no lo queremos nl lo necesitamos.
RAMÓN Cosueso Jesús Vásquez o San Jose novbre. de 1909. y ¡a