Archivo rebelde es
27 1907 12 28 0
27 1907 12 28 0 black white

LOS ros do Barrón, cuando una nube zaban contra el militarismo.
de policías se presentó ntro del lose) del Club, golpean o. todos, ininrinndo, i i n o. Camilo Arriaga, PresidenteldelLClub; Juan Sarabia, Secretario del mi e rn o; Prof, Librado Rivers, Prosecreturio, y miembros del mismo (Club: Rosalia Bustamante, JoséfMertínez Vargas. José Millán y otros, hasta completar veinticinco, fueron reducidos li prisión, acusados de delitos imaginarios como ultrajes si funcionarios públicos, sedición y otros que ni siquiera habían pensado cometer, así como se asentó en el proceso que los miembros del Club habían disparado los bclszos que Barrón disparó y promovido el escándalo que el mismo rufián y sus secuaces habian hecho Entre los esbirros disfrazados de paisanos se encontraban el Tenien te. A, rs2d9 Qrisü. Seïgeqtty 3, Jacinto Penieres, varios cabos y muchos soldados. Todos esos rufianes fueron escondidos después de su hazaña, Los miembros del Club sufrieron en le. Penitenciaría.
y el Cuartel largos meses de prisión, casi un año. De ese modo quedó disuelto en San Luis Potosí el Club Liberal Feliciano Arriaga. Centro Director de la Confedtmción de Clubs Liberales.
Mientras esc sucedía tí los Clubs, los periódicos propagandistas de la unión liberal eran objeto de unn infame cruzadar Regeneración. periódico de fuerte oposicion ii la tiranía, fué el blanco de las iras del despotismo. Sús Directores Jesús y Ricardo Flores Magón fueron encarcelados en Mayo de 1901 en la ciudad de Méxi co, y, como pesar de estar presos continuaron atacando sin merced los tiranos, estos, por medios del Alcaide de la cárcel, un locayo llw mado unn Obscurss, hicieron sn. ber zi. esos escritores que Porfirio Díaz. habia dispuesto que se les asesinnse sin misericordia en el interior de la. prisión, si volvían publicar un sólo número de Regeneración. Cerca de un año se les tuvo en la cárcel de Belem.
Otros muchos periódicos fueron aniquilados por el Gobierno de diversos modos. En el mes de Septiembre de 1902 los redactores de El Hijo dol Ahuizote, Ricardo Flores Msgón y dos compañeros dc labores Evaristo Guillén y Federioo Pérez Fernandez, fueron encerrados en un precidio militar y se lesbacío marchar por las calles, enmedio de numerosos soldados amados, para bumillarlos. Eso se debió la, enérgica defensa que hacían de los miembros del Club Liberal Poncisno Arriaga, lila sazón presos en San Luis Potosí, y uonrln hubieron salido de la CulCUl lUn intestinos del Club Liberal Pomimm Arriaga, se reinstnló dicho Club un la ciudad de México, el din de Fulnero de 1903, y en un Manifiesto rifle Nnción uncgUfft lo Corporación que continuaría luv obm interrumpida por los Menudo: del Gobierno contra. ls Confedeneión de Clubs Liberales y periódicosfide le unión liberal. Pocos semanas después uran arrestados varios de los miembros del Club, aí como los reductores de los periódicos:oponicionístss El Hijo del Ahuizote. Exceleiorl que también eran miembros del Club Poncieno Arriaga y del Club Redención, del cual ers. Presidente Santiago de la Hoz, un jóven de ¡talento y de notable energía. Santia o de Ricardo y Enrique Flores Muéón, Libradó smc de la Vega, Afonso Crevioto, HumbeMLMacias Valsgéz y cerca.
de treinta personas más, fueron llevadas la. cárcel de Belem, sujeias las torturas de las bnrtolinos por varias semunns y de las infectss galeras por mucho tiempo.
Como los periódicos que mayores estragos cnusaban la administración porfirista eran los que escribínu los Flores Mogán. Sarabin y de la Hoz, Porfirio Díaz decidió no volver ii. permitir que enÏ sus dominios se publicssen los periódicos de dichos escritores. Esa vez el tii ano arrojó la careta: no cabía hipocresía en el asunto, y asi fué como el de Junio de 1903, en acto solemne del Juez Correccionnl Licenciado Gonzalo Espinosa, se decretó judicialmente lo prohibición de la circulación de cualquier periódico escrito por los citados periodistas. La Suprema Corte de usticis de la. Nación confirmó el bárbaro decretofiïobedecíendo ¿i su amo.
Poco después de haber obtenido su libertad los periodistas referidos, marcharon esta nación para.
continuar desde aquí la :Iucha. por la libertad, ya. que en Eli léxico se les había puesto fuera de jla ley.
En San Antonio, Texas reanudaron lc publicación de Regeneración, pero la Dictadura no los perdia de vista. y envió rufianes que los orillasen la comisión de un delito y ssesinarlos, en caso de que se presentase ocasión invomblc.
El oro que se hace sudar al pueblo mexicano se prodigó en ls compra de algunos funcionarios de San Antonio. Comenzó cl acecho li los pl riodistos y Lis noir s»
tias originadas por los rx filincs de NGELEH, CAL, Droinusno 28 Días, dándose en lo sgliEstndos Unidos, en el llomcdo pois ohisico de la libertad, el ceso (le ¡gire Joa rufienes no fueron, mdlestndosiy si ¡enmrculadcny multudosplos escritores que, en legítimnfjgeíïn sa, ron pelísn coli cnergín lfl üg iig rsgiones delos esbirroa. En busca de msf breg garantias marcharon los periodismo. nchn Lpuin, Missouri. donde continua. ron en unión do om. compañeros ln. publicación de egdnersoión, Hace poco mas de un año que el luchador idiosincrático y sbnegsdo se hundió en la sima que la. traición abrió ¿su paso. Hsce poco mas de un año que el Vice Presidente de lo. unte Organizadora del Partido Liberal Mexicano, vive martirizado en las horribles tinajns de Ulús.
El brazo maldito de Izcariote se apoderó alevosemeute de nuestro indómíto hermano y lo entregó ni tirano; desde entonces le nzotan y le humillan queriendo abatir aquella hermosa. frente que anida tantos sueños inmensos, que condensa tantas sublimes tempestndes; desde entonces nuestras almas rugen como la leona que encuentra en mitad de le. selva el cadaver de su cachorro atravezado por cobardes bala. De entoncon ami, muchos de los tros he ido, Siempre e lrl gh El. MARTIR. JUAl SARABlA.
WW rianS nos.
Apenas se escucharon lor dispe lo nto quor jnsbisimm que endereDE 1907.
y por último, en 28 de Septiembre de 1905, so constituyeron en Junta para. organizar el Partido Libcrnl y preparar ln revolución contra el despotismo porfirisis, En la monografía titulada los Crímenes de Teodoro Roosevelt y Porfirio Díaz, pueden verse los sucioa manejos de los dos tiranos de la. América Septentrioncl para ahogar la. revolución mexicana.
Pon ls cuarta pllnl, dos por le traición, zi poblar el fatídico Ulúa: Desde entonces tenemos una cita la que es preciso llegar.
Siete años, un mes y mil quinientos pesos de multa fué le condena de Juan Sarabia, por el crímen de ser rebelde; el crimen de todos los que luchamos por la libertad. El miserable Déspota temió matarlo rápidamente; mejor quiere aparecer benigno dándole una agonía lenta y dolorosa.
Juan Sarabia, nuestro hermnfi no, muere en el tormento. allá en el vetusto castillo que combaten las inquietos olas.
Juan Sarabia, es jóven, hn sido héroe y muere mártir.
Juan Sarabia, es hermano de nosotros. his es escollo y es faro HQ. amo, Csmnmdm.
EL COM PLOT. ilue le money. om y 1! inntlcc El sñbnrln rin la. usarla Remnnu, a llUl Il tempralm y procurnmlo esquivnr la vistn del público, nuestros compañeros fucron llevados de la prisión :í lo o c n a rlel. nmisionndo Van Dyke, a iecxbir notificución que ya se ndivinaba.
Las cartas ialsificadas, las estú pidas y mentirosos declaraciones de Vazquez, ln desfachstez de Furlong, la requisitoria hueca y sospechosa de Lawler y otra cosa mas efectiva que todo ese montón de basura, hicieron en la conciencia. de Van Dyke, mus peso que la ley y el deber, que el o or y la inocencia.
Van Dyke resolvió, así estaba convenido, que Ricardo Flores Mogán, Antonio Villarreal y Libiado Rivera, scan llevados al Territorio de Arizona, que los asesinan los cofres de América.
El brutal complot se manifiestn cada día mas asqueroso, enseñándonos nuevas figuras de mis e a ble esbirros combinando planes en el laboratorio de la iniamia. Arizona. Arizona! r to con salvaje alarido, la banda de canibales que ha plantado su aduar en el corazón de Los Angeles. Arizona ahullan las msnadas de chacales que olfatean sangre al otro lado del Bravo. Arizona! gruñe sordamente le Bestia. sanguinaria que se revuelcn en el palacio nacionall. Arizona ordena la imperativo voz del cspatáz presidente. Si, todos ellos quieren Arizona, porque Arizona es la tierra prometida para los plaglarios y los bandidos, porque es el suelo pio pielo de los atentados; porque en Arizona, se estrella la digni.
dad del pueblo los piés de la canalla e automóvil; porque allá no hay derecho que se respete, Justicia que triunfe, ni razón que se imponga; porque allá se puede hacer todo lo que se quiera de injusto y criminal 1mpunemente Quedan dos jueces y la Corte de Distrito, quienes apelar del Lillo de Van Dyke; ls defensa lo hará, pero nosotros comprendemos que la sentencia está dada porque, cuán dificil es encontrar un magistrado recto. ú a d o bug una. voz que manda y un UH lina tí ls la segunda piano.