Archivo rebelde es
25 1907 12 07 3
25 1907 12 07 3 black white

L3. EÁÍ ÏNFÁEAEÏ (De! libro Verbo de Admonicion y de Combate. Después de une. tempestad la mnr no qe serena, las ondssque«lau Jorge tiempo tixmultuosos; estremecido en lu derrota, el.
espíritu publico hace upenss el ¡gesto de vivir, bajo lo oimitorru de aquellos sombras del Bajo lm.
pario que relnau en América, oonvulrionúndose sobre pueblos non cgonís en ls sombría tristeza del mownento, la ooneiencis del vicio y de lu decadencia inininente, crece en los grandes almas hasta, e)
gone sombrío de lo trágico; se ciente con horror subir ls muerto. Con que sore deseo, con qué fuerza de pasión inepsuiguadu, los pueblos ho don al sorvilisrno, como una terrible, imperiosa voluptuosidad. o naco esclavo sun sin tener omo. lo que hsylrle terrificante en entre luorze e ciegas que se (losa oncedenen contra e bien, es la especie de trágica y salvaje que las impulse; el vértigo de lo servidumbre lleva esos pueblos esclavos la podrot vertebndo como un áspid mi.
teológica, el monstruo enorme y terrible del despotismo, se dos.
pero salto, sobre le oarno carbonato de aquellos pueblos en martirio; el vuelo silencioso de los idem los, como una lluvia de estrellae llantos, le pierde su el horizone te, sin deslumbrer les pupich de le gran bestia, en éxtasis de sangre; le lerocidad tranquilo de «que.
llos asesinos no ixnpono, pero asombra; sobre los com pos largomento enrojecidos con le sangre reciente. en ¡o calmo de los horizontes.
conlussmcnte sonoro con los últimos ruidos del clarín guerrero; en esa como églogu roja se veu cual unn bsndsdu de buitres be.
Jurado de las cimas taeiturnss, los pfijerco siniestros del despotismo, sbstírse sobre la miseria de aquellos pueblos essi en descomposición; y en e) horizonte liv ido, flote lo proyección negra de esse clase de vampiros. coma grandes nubes orepnseulares, smstrorse en campos de la muerto: bei npuiivur la. y, en aquollns pueblos antes heroicos, no huy un laramo armodo que detenga el Crimen!
se muero humildemente, silenciosamente, casi feliz de agonimar bajo las plantee del Cesar; eo tiene miedo de le muerte heroica. ho se robe ya morir sino de modillu. pobres pueblos. ya no lu queda mnepeuno que el de las lágrimas.
han conquistado el derecho M. ÜW MWÑM JML TW. WM fl. MWN pi. e. más WW triste iaéïvivrn, que ¡mm LAS PEQUENEGES ns ARRIBA uuuciedo nidercoho heroiooide saber morir: l, ya merecen le pez; han obtenido el derecho supremo le cadena; sel, commgsleotes: ye que es mas delito remuneiurá ln, libertad que emular contre elle; asi, termica) hasta en el alma van est fps eumísas, desaparecid. Víeheroíoe, liar rándose lï. istoria, escomulga»
das dx. oeublimezu. lil. y. qunnnhu ¿dom tá el slm e de osos pueblolïi, no se Eye, de ellos nunca, el clamor, nidable, de los sntigucs pu ¿ps virilesgpronto los gratuit usticius y las ¡upremas rol, ndicaciones. desnpa lariiu curonsdss por ol halo del. crtirio estéril. ue otros soblli rue almas y los pue.
blue víles lo misericordia, y el deepreoío le los hombres la resignación es virtud dese.
clavos. el despotismo no se Vence sou lágrimas; se le imatge en sangre; su corosáb rio está heelio pero ls con mísemaión y le piedad, no está lubricsdo sino pero tabs. náculo del mol y receptáculo fi la punta ¿cisne espada.
por el liierro y por el fuego; he siii mo se combate el despotismo; todo lo. le libertn es sento; talle lo ¡wifi iómpe un yugo es sagrado; i tener misericordia con el despotlsmo es ¡mu debilidad indie»
culpable; ¡esporcrlo lic él, es una indig: nidad ebomítioble; lo. lucha sin tregua y sin ousrü tel; la leche la medido de sus fuerzas súa mos allá. y. no han sabido encunbrarse por»
he aiii o) labor; ig. es que no hay quien se diepuio el demana de morir por un pueblo? no tiene go. lieraldoa ese dorecho terrible. hora maravillosa de la vida aquella en que se puede morir por la libertad!
o morir bajo las garras de la fiera. cortar soles de uu golper he ahi el dilema J. lll, Venaes VlLuA: u me; IW. LOS cRiBliNES Por el Liu, inicia oz «la Lam uovsns SENSACIONAL.
Describe eii estilo eúustíco los vicios de la burguesía y le. con rrupoión del gobierno porfirista.
Lleva impreso el retroto del.
autor. e Remits Ud; su dirección y un gire postal bancario por valor de 51. 00 montde mexicana o 50 solteros moneda americana le órden de: La Elliott, 420 th SL, Los Ángeles, 0el. y se lo mandar vuelto de correo un ejemplar de la novelar Los Brlboues. e pedidos de más de veinticinc ejemplares ton. drín rebajas o consideración. Wee rror queorenáf los Wcé rrojcs de que duermeny subloisr las que pronunciado un diecurse en le LAS GRANDEZAS DE ABAJU.
Vednheoía uribe, hacia lu cumbre del poder, allí están los que se scen llamar grsndos, los srrogentes, los eoberbios, los que rien irónicemento cute le. dosnudez del pueblo y cominan ro y deudos de guardias, do espías, de grsnujas y lei cayos; Ellos están, arribo. en lo mes altea tonto, quel los micpes de espíritu, creen que lei. cabeza, de esos, hombres oubiertos de oro y rellenos de peje, se pierden en les constelaciones del Zodiaco.
Volved lo visto hacia. abajo, dosended de eee esmaltado cielo y.
contempled ¡Jos pequeños; enÏtred en el mundo de los ¡tomos obsouros, sbandonsd los solos, ved los pechos desnudos delos humildes donde no hay estrellas de oro, condecoraciones que pregonen nobles y grandes proecas, sino largas y horribles cica.
trioes, surcos de látigo gue clenunciven el esclavo. la meltrou tada bestia de surge del emo, de aquel que rie lróixlcomente ente desnudez del pueblo y que ca.
mins en regios ¿trenes rodeado de guardias, espías. granuins y low cayos y cuyas magnenlmldudes con cantadas por los histriones poetas. Los ponssmiignios, los gestos de los procsres ïson escritos por doradas plumas pregonen per todos los ánïbltfieáoïwglogoï. los gemidos, les torturas, las nirentus de los oscuros siervos, se burrilan con astil as de ulmu en las tétricss paredes de las lucemorrae: Aquellos, los ricoa, han vivido largos años incenssdos y sdulados, sus ¡dem nos han sin do recogidos por ue cantores pero divinizarlos; tos, los po.
bres han nacido per; ser vojados, que han tenido, necio ssorúpu.
le, horror e enceramarso sobre cadáveres de hermanos; cado uno de sus movimientos es estorbsdo por una bote puesto siempre sobre ellos; han querírl ser lihrne y cae inmenso million los hn hundido en le tumbs de los vivos. A veces, entre los ¿gil andes y los pequeños, entre loli pigmeos ¿iz arriba y los titanes de abajo, pesan escenas cuyo mismo he»
los inquisicicnes modernas, selea sorprender lee oduoienoiss Volani Vcd 6, RsmúxiCorral, el Vicen inonuroa de México, frente frente de Esteban Calderón y Manuel Diéguoz, en lu cárcel de Canarios, cuando estoi valientes obreros luerou llevado presencia no hs muelle, Ramón Corral preguntó Ii Calderón si él había Campana, virtiendo Meses anos. minadas despertar le dignidad de sus hormonas de rlsza y ¿le labores hollads sin mlrsmieuto por los emos y los caciques; el preso, sin ¡asentarse contestó que si, y entonces Rl m6n Serrsl, el r a Si. y tu Vioeqnonerce de México, el ie einer oso del Yaqui, el bravo de prosiíbulo, el repugnante Anota. dor de mujeres, dejó desbordsr un torrente de fango por su conagoss boca; su alma proatituide, cobarde y leprosa arrojó burbujas pestilentes de cloaca, sobre los caídos, engrilludos, po»
ro eetoioos Diéguoz y Calderón: las injuries eansllescss, los dietarios mas su cios,. una colección de insultos prccsooe, ohocnrreros, truhanescor selló en hediondo remolino del hocico bestial del Vico»
Presidente. Calderón con repossds dignidad recordó el prócer las circunstancia! de ceda uno, le echó en cera la ¡cuidad y vis llenis de su conducta, pero el miserable bolflaoo, el felón, el cebordo Ramón Corral, ordenóú los esbirron que umordszarsn Esteban Calderón, y luego go»
zándoeo con el, utismo forzado del caído, que rodeado de verdugos, amarrsdo de pios y mu. nos estube entregsdo sin doien se. su odio de mico en aquella cárcel maldito, siguió oscupien.
do lu ponzoñu de su bilie; ensu»
clouds con sus obceuc! palabras los nombres queridos y renpetm dos de los infortunados presos; los seres femeninos de las lamiv lies de Dióguez y Celdorón, 4lueren bsrbotsdos Allí, mezclados con el verbo deprevsdo y leedivo de Ramón Corral, y cuando este menguhdo ee hubo istigeclo de remitir el inducidas su rabia sobre dos seres ine rmos, mando que todos los individuos presos por diferentes delito. fueron puestos en libertad y que solo Esteban Calderón y Manuel Diégues se les tubiera en los mas horribles bertolinse basis que se murieron, sin que en el proceso de cstós mártires se diera una celu plumadu, para 11m carlos sentir todo el peso de le ley lper el crimen de ser dlgnoa, de ser ultivoe, de ser honrados.
Así se portan los sguet es que venden. la policia: on los desosm lssdoe que ls. defienden.
Allí están los pequeñeces de arribo y las grandozas de abajo.
PARA LA DEFENSA.
Listo de donativos para la de, tensa de los Sres. vRicsrdo 1010. ree Mogán, Antonio Villarreal Prof. Libredo Rivero y Lí.
Gutierrez de Lars.
José García, José Me, Castillo, Fierros, Andrés Gutiérrez Jesús Morán, 1. 00 00 00 00. Miguel Duarte, 00 Ynéz Perales, 00 Alberto Fabre. 50 ¡Trinidad López,. 50 Barrón, 00 Une revolucionario 00 Una eimpstlndere, 00 Coleoto de Holene, Tex. Ïusn Gómez, 10. 00 Un eimpatizeder, 00 Un sinpatisndor, 09 y nobles obreros; los. 50, Viene dela prim era planaw. VM. PAGINAS NEGRAS. squollss persones que de cualquier modo son un obstáculo para sul don minaciïin. Práctico ¡el tireno, lno gusta muelle de los procesos contra sus desciectoe, procesos que, pesar del silencio que ha. logrcdo.
hacer, siempre tienen alguna resonsncie en el país; Le mejor, peru eso bobedor de sangre, es arrancar el mal de mía, y lo logra, metendo sin fonms oión de cause los que lo inoomodsn. Pero matar sin formación de causo. está estrieu tamente prohibido por le Constitución Política de ll. República, y Diaz es ante todo, hipócrita. Gulte. fingir que reepetu ls ley. Aunque de hecho es un soberano absoluto, se llama Presidente. Comervs Las Cámeras Legislativas: Se hacen simulacros de elecciones, no dejando, naturalmente, que loa ciudadanos voten, pero se ds maña.
para Quo se note actividad domoorática vistiendo, llegado el cano, do paisanos ii los soldados y loa gendarmes, pare que vayan, bolete en mano, los casillas electoraPor supuesto, midis más se deje votan, y los soldados ver) cuotodisdoe por los oficiales, porque si fueran solos, no regreserím el presidio, oo decir, el cuartel.
Por eee estilo. Diiiz procuro. que no se note que infringe ln ley, y en, el extranjero, donde. sólo puede veree lo que brille exteriormeute, apnroee el flemmte Dictador como un hombre notable por su respeto lo ley, y como, por un. parte. sólo pueden hablar los periódicos que él pags, la mentira triunfo.
Díez, como queda dicho, es hipo, crita, y para. meter con algunos visos de legalidad zi sus enemigos, invento que los gondsrmos y soldados podían hacer luego sobre reos que custodiaeen, cuando este.
pretendieranr fugurse. El pueblo llame. Ley Fuga oso sistema de matar. Pues bien, aplicando la Ley Fuga, Porfirio Díez ha matado miles de personas. Se aprobando cl een dldato á, le muerte, se le ¡nos orillas de le población yen cuel¿ruier recodo oe le suorifics, eiem»
pre por la. espalda pura. poder clecir que corrio y por eso se le mató.
Jn los caminos los viajeros pueden ver cruces pintadas formo. dos con ramas, inscripciones que refieren la muerte, en esos sitios, de algún reo. Los sacrificados por medio de la clásico, Ley Fuga, formen legión, y Colect e de Nordheim, ox.
Leandro Martinez, 00 e. Villarreal. 00 VP. Gonzalez,. 30 Fmoisco Chupa,. 50 Anastasio Curiel,. 50 Prsxedis Reyes. 25 Guadalupe Cruz,. 20 José Cards, 1. 00 Leandro erzs, 25 Solis,. 25 Ssnmiguol. 25 Teláeforo Gsm, 00 Sebastián Conde, y. 50 t REVOLUCIÓN se 1m cambia.
do ai Ne. 654 Fernando su.